domingo, 18 de junio de 2017

ANILLAMIENTO DE GARZAS EN EL PN DE LA MARJAL DE PEGO-OLIVA

  

El pasado sábado 17 se realizó el anillamiento de la colonia de garzas del Parc Natural de la Marjal de Pego-Oliva por parte de 19 voluntarios capitaneados por Fran Atiénzar que fue el organizador del evento con una absoluta eficacia.

Con muchísimo calor, entramos a la laguna siguiendo una ruta que previamente se había establecido hasta la colonia. Avanzar con los vadeadores con esa temperatura resultó fatigoso pero la recompensa valía la pena. El suelo no siempre era regular ni tenía la misma profundidad, lo que añadía más trabajo al caminar.

Camino de la colonia.


Aquí salimos a un gran claro entre la vegetación. Itzíar nos hace de guía.

Una parte del grupo entró con kayaks llevando el equipo de anillamiento y las embarcaciones sirvieron de mesas para poder trabajar. Adicionalmente se instalaron palos para poder colgar los pesos y facilitar la tarea.

Los kayaks transportaron el equipo más delicado.


El puesto para anillar.

En primer término, el montaje para los pesos.

La mayor parte del equipo se dedicó a extraer los pollos, llevarlos a anillar y devolverlos al mismo nido que previamente se había señalizado con unas cintas de colores. En todo momento se extremaron las medidas de precaución para que las molestias fueran las mínimas.


También se distribuyeron gafas de protección y guantes ante la posibilidad de algún picotazo de las aves, que podría ser peligroso.

Garcillas bueyeras, garcetas comunes, garzas imperiales y moritos fueron las especies anilladas. En total se anillaron 29 ejemplares.

Pollo de garza imperial.

Fran colocando una anilla de plástico.

Pollo de morito (¿a qué es curioso el franjeado del pico?).

En plena tarea.


Toni recogiendo una anilla de Mónica.

Mónica apuntando las anillas colocadas.

Algunos nidos fueron inexpugnables por lo intricado de la vegetación y no se pudieron anillar los pollos que contenían. Otras veces, la barrera vegetal no nos permitió ni siquiera verlos.



Es momento para un selfie.


Otro morito.


Toni con un molusco de la Marjal.


Finaliza el anillamiento y abandonamos la marjal.

Al finalizar, Magic&Nature nos ofreció un estupendo picnic para recomponernos después de las más de dos horas de trabajo en la marjal. 

Xe, què bo.


La tradicional foto de grupo.



Esperamos que pronto empiecen a llegar lecturas de las anillas colocadas y que podamos descubrir más cosas de estas aves y de sus sorprendentes vidas.


8 comentarios: